Foto/Cortesía.-

El Consejo Permanente de la Organización de los Estados Americanos (OEA) se reunió este miércoles en una sesión ordinaria para valorar la situación que se vive en Nicaragua, a solicitud del secretario general de dicha organización, Luis Almagro.

La sesión fue catalogada por el embajador de Nicaragua, Luis Alvarado como “injerencista” y pidió que “se declare inadmisible cualquier acción que se quiera levantar contra Managua”.

“Ningún Estado tiene derecho a intervenir, sea cual fuera el motivo en asuntos internos de cualquier otro. Es injerencia”, dijo Alvarado.

El secretario general Almagro recapituló las medidas tomadas por el gobierno del presidente Daniel Ortega, de cara a las elecciones presidenciales previstas para el 7 de noviembre, entre ellas la reforma a la Ley Electoral, la elección de magistrados de este poder por parte del Estado, así como la aprobación de otras leyes que inhiben a candidatos que aspiren a cargos públicos.

Con Información de: VOA/América.-