Foto/Cortesía.-

Dólares estadounidenses, pesos colombianos, reales brasileños, oro…y ahora también euros. En la distorsionada economía de Venezuela la moneda europea se ha hecho también un hueco.

Debido a la imparable hiperinflación, la constante pérdida de valor del bolívar, la moneda nacional, y a que esta es cada vez más escasa, el pago en divisas se ha generalizado en el país.

Según la consultora Datanálisis, las transacciones en moneda extranjera superan ya el 50% del valor total.

Aunque el dólar es la más utilizada, en zonas fronterizas con Colombia y con Brasil se aceptan también las monedas de estos países.

Con Información de BBC.-

Dejar respuesta