Foto/Agencias.-

Varias provincias de Haití fueron escenario viernes de fuertes protestas antigubernamentales convocadas por sectores opositores, para exigir la dimisión del presidente Jovenel Moise.

En Petit-Goâve, a unos 70 kilómetros al sur de esta capital, incendiaron el Tribunal de Primera Instancia, mientras que, en Cabo Haitiano, segunda ciudad en importancia del país se registraron fuertes enfrentamientos entre la policía y los manifestantes, y estos prendieron fuego a algunas residencias.

Sucursales de la Société Générale Haitienne de Banque S.A. y el Banco Nacional de Crédito fueron atacados en Saint-Marc, situado a 96 kilómetros de Puerto Príncipe. En esa misma ciudad fue saqueada la comisaría de Freycineau.

Con Información de Agencias.-

Dejar respuesta