Foto/Cortesía.-

A unos 40 minutos de Cali, un bosque de niebla andino de entre 1.500 a 2.050 metros sobre el nivel del mar riega cada madrugada 55 hectáreas de cultivo orgánico de té, los únicos en el país. Allí, en medio de una reserva forestal que es hábitat de más de 50 especies de aves, campesinos de Chicoral, un corregimiento rural de La Cumbre (Valle del Cauca), cosechan uno de los mejores té de montaña del mundo.

Cuando la niebla no deja ver la cima de las montañas, el té está siendo bañado por su humedad fría, que además evita la presencia de pocas plagas y enfermedades. La geografía para los cultivos es privilegiada. Están bordeados de citronelas, una planta de hojas delgadas y largas con olor fresco, que funciona como barrera natural y evita la erosión. Todo ello permite que el té sea procesado de forma tradicional.

Leer más en:

https://www.radionacional.co/noticias/actualidad/chicoral-cultivos-te-reserva-forestal-colombia