Foto/DLA.-

La guerra comercial entre Estados Unidos y China, así como un mayor declive en el crecimiento económico mundial están debilitando la demanda de petróleo y bajando los precios, anunció la Agencia Internacional de Energía (AIE).

La organización con sede en París, que asesora a muchos países en desarrollo sobre políticas energéticas, redujo su pronóstico de demanda mundial de crudo para este año y el próximo a medida que las tensiones hacen mella en la actividad de los sectores manufactureros sedientos de energía en todo el planeta.

DLA.-